sábado, 27 de abril de 2013

Conspiración

Según Reig Pla, el obispo de Alcalá de Henares, hay una confabulación mundial, de la que son partícipes entre otros la ONU, la UNESCO, el IPPF y no pocas ONG, que pretende hacer que la población mundial disminuya con el único propósito de  “disminuir los comensales”.

Por estas y otras absurdas palabras la Iglesia Católica Apostólica Romana se está ganando el descontento de sus, cada vez menos, fieles. No es la primera vez que Pla dice una estupidez, pero si bien el dice que los humanos debemos seguir reproduciéndonos como conejos, sin pensar para nada en los limitados recursos que nos ofrece nuestra bella y finita Tierra, personalmente creo que, si dicha conjura existe, no sería mala para el futuro de la humanidad. ¿Hay que controlar la natalidad? Sin duda, o acaso piensa el obispo que lo adecuado es no dejar de tener hijos aun cuando haya certezas de que va a ser imposible alimentarlos.

Lo estúpido no es la posibilidad de que exista tamaña conspiración, sino que todavía hoy haya gente que defienda a ultranza el hecho de que hay que procrear sin pensar en el futuro, porque Dios proveerá (o eso dicen).

2 comentarios:

Dario Zanni dijo...

Muy lamentable por cierto, en estas tierras ya nos hemos acostumbrado a la barbarie.

Saludos!

Neovallense dijo...

Convivimos con ella.

Gracias por tu comentario.